viernes, marzo 12, 2010

El ocaso...su condena de luz




Ruinas del infinito





resplandeciente ceniza



lunas que nadie posee



brevedad de la apariencia



conciente de lo eterno



donde eternamente habitas



terreno abstracto



filtrándote en el recuerdo



de tu humedad etérea



mojando lo imposible y lo complejo



para luego existir.
Publicar un comentario